Meditación guiada al útero

Si, reconozco que suena raro pero a la vez el nombre despertaba en mi mucho interés así que cómo el azar quiso que ganara una sesión de esta meditación, no dudé en aprovecharla.

Yo soy una persona un poco incrédula para estas cosas, pero también me di cuenta que no es cuestión de creer o no creer si no de sentir, imaginarse, dejarse llevar, concentrarse, aislarse del mundo por un ratito.

La meditación la daba una chica muy preparada. Esta chica había estado trabajando durante muchos años en clínicas de fertilidad, se ha formado mucho “científicamente” haciendo masters y cursos específicos en infertilidad pero de un tiempo a esta parte también se ha formado “psicológicamente” y estudiando muy profundamente el poder de la relajación sobre la fertilidad con técnicas naturales de las que ha comprobado en sus propias pacientes como  han ido obtenido muy buenos resultados cuando ya eran casos perdidos para el mundo “ médico”.

Proceso de la meditación guiada al útero

Via online, la sesión de meditación empezó. Éramos 18 personas conectadas para un mismo fin. Según la profesional cuantas más personas fuéramos, más energía y efectiva haría que fuese la sesión… cuando dijo esto yo estaba bastante incrédula pero aun así, me dejé llevar y la realice con mucha emoción.

Después de que nos explicara los beneficios de realizar esta meditación, por fin comenzamos nuestro viaje hacia nuestro útero. Ella nos iba guiando, hablando. Nosotras liberábamos la mente , cerramos los ojos y comenzamos el viaje.Meditación guiada al útero

Después de controlar la respiración, nos imaginábamos en nuestro cerebro y de allí cogíamos un ascensor.  Yo me imaginaba el ascensor de mi casa, paso a paso… apretando el botón para llamarlo, entrando en el… y comencé a bajar hacia mi útero. Fue entonces cuando sin yo quererlo comenzó la magia…


Se abrieron las puertas del ascensor y ahí me encontraba yo, como un sueño, dentro de mi utero… no quería ni salir del ascensor, no me gustaba lo que veía, era un sitio bastante oscuro, llenito de cicatrices (por la reciente operación ) , llenito de puntos rojos (por la endometritis). Entonces la chica nos hablaba y nos decía que lo pusiéramos bonito, que lo limpiáramos, que pusiéramos luz, que pasearemos por él, que  lo viéramos como un sitio muy luminoso, muy bonito, que nos atreviéramos a tocar las paredes, que eran blanditas, incluso si queríamos que las paredes y el suelo fuera como hierba, con flores, que te invitara a tumbarte en él, a sentirse a gusto y cuando yo ya conseguí que ese lugar fuera un poco menos sombrío, un poco menos feo, un poco mas confortable. La voz nos dijo que nos volviéramos al ascensor, no sin antes hacer una parada a nuestro corazón. Y yo que iba tan incrédula, conseguí conectar mi corazón con el útero, para después seguir subiendo hasta mi cerebro y salir de este momento de sensaciones y emociones.

Cuando nos dijeron que abriéramos los ojos, me emocioné, no sabía por qué, pero no podía dejar de llorar, no podía controlarlo. Las chicas entonces empezaron a contar que se sentían también muy emocionadas. Las que estaba en transferencia nos contaba como veían a sus embriones, otra nos contaba que su bebé le saludaba con la mano, la otra decía que para ella su útero era como un campo precioso.

Pero yo conté que no conseguía ver el útero como un sitio luminoso, que el mio era bastante oscuro.

Y es que entonces comprendí por qué lloraba…. En mi 2º fiv  también visualicé mi útero y esa ultima vez me acuerdo como en la cama, ponía mis manos sobre mi útero porque quería darle calorcito a mi embrión para que me sintiera, me imaginé que le acariciaba y le animaba a que se quedara conmigo , que aguantase…cuando horas antes me habían dicho que probablemente mi embarazo volvía a convertirse en una nueva pérdida.

Por eso lloré al finalizar la meditación, porque por primera vez sentía que me reconciliaba con mi útero, estaba enfadada con él , para mi era el lugar donde se malograban todos mis embarazos, era el culpable de mi infertilidad, era el causante del peso de mi mochila que llevaba arrastrando casi 5 años , y no podía verlo como un sitio bonito pero lo conseguí y ahora sé que cada vez que realice esta meditación, me iré reconciliando un poquito mas con él y un poquito mas conmigo misma, que acabará siendo el hogar de mis pequeños durante unos meses… y que yo les podré acompañar desde el útero con mis meditaciones hasta por fin un día poder verles sus caritas reales.

El peso de la infertilidad

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
El peso de la infertilidad
elpesodelainfertilidad.blogspot.com.es
1 comentarios
  1. Mari carmen 4 años ago

    Quiero saber la pagina del profesional que te guió en la meditación para curar el útero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Los contenidos publicados en SerásMamá se redactan únicamente con fines informativos y de divulgación. Nunca pueden sustituir la labor de un profesional ni emplearse para facilitar diagnósticos. Para más información, consulta con tu especialista.

Fecha de última actualización: 26/02/2019

©2019 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

Forgot your details?