¿Por qué son importantes las vitaminas en el embarazo?

Las vitaminas y el embarazo

Fuente || Freepik

Durante el embarazo, el cuerpo de la mujer necesita de un extra de nutrientes para la formación adecuada de todos los órganos del bebé. Por ello, el consumo de ciertas vitaminas y suplementos vitamínicos prenatales está indicado para las mujeres tanto antes del embarazo como en la gestión y después de dar a luz.

Como señala la farmacéutica Sandra Villalón Barbero de farmaciasdirect.com, los suplementos vitamínicos son muy útiles para llevar un embarazo sano y tener todas las vitaminas que necesita el cuerpo de la mujer. ¿Cuáles son este tipo de vitaminas y por qué son tan relevantes en el proceso de gestación? ¡Te damos las claves!

Las vitaminas, esenciales durante el embarazo

Una dieta saludable es la mejor manera de obtener las vitaminas y los minerales que necesitamos cada día. Pero, si estás embarazada, puede que te quedes corta en nutrientes durante esta etapa tan importante de tu vida.

Durante el embarazo, incluso antes de que llegue este momento, es fundamental garantizar una correcta ingesta de dos vitaminas y minerales esenciales: el ácido fólico y el hierro. Y, además, también aparecen otros nutrientes que juegan un papel clave durante esta etapa.

El ácido fólico

El ácido fólico o vitamina B9 es la vitamina encargada de prevenir los defectos del tubo neural del bebé. Estos defectos son anormalidades graves del cerebro y de la médula espinal del feto, por lo que la ingesta de ácido fólico es esencial si vas a concebir. Los ginecólogos recomiendan tomar ácido fólico, al menos, tres meses antes de que llegue el embarazo.

El hierro

En el caso del hierro, este mineral promueve el desarrollo de la placenta. Además, el hierro ayuda al cuerpo de la madre a producir sangre para suministrar oxígeno al feto. Por otro lado, también viene bien para prevenir la anemia, una afección en la que la sangre tiene un bajo número de glóbulos rojos y que afecta a muchas embarazadas.

Omega-3

Otros nutrientes imprescindibles durante el embarazo son los ácidos grasos omega-3, un tipo de grasa que se encuentra de forma natural en muchos tipos de pescado. Su función es promover el adecuado desarrollo del cerebro del bebé.


Por tanto, si no comes pescado u otros alimentos con alto contenido de ácidos grasos omega-3, deberás recurrir a un suplemento rico en este nutriente.

Vitamina B6

Asimismo, la vitamina B6 o piridoxina está relacionada con la producción de mielina y cumple una función muy relevante en la formación del sistema nervioso del bebé. La carencia de esta vitamina está relacionada con trastornos como la irritabilidad, la depresión, las crisis epilépticas y con lesiones cutáneas como la dermatitis seborreica.

Esta vitamina se encuentra presente en muchas verduras, como las espinacas, el brócoli, los guisantes, los espárragos y los pimientos.

Vitamina A

La vitamina A también es esencial durante la gestación del bebé. Un aporte insuficiente de ella puede provocar ceguera nocturna, aumentar los riesgos de parto prematuro, desarrollar un desprendimiento de la placenta y una mayor mortalidad materna.

Por ello, es importante tener las dosis adecuadas de vitamina A. La puedes encontrar de forma natural en frutas como el melón, los albaricoques, la papaya, el mango y la zanahoria. Todas ellas excelentes para hacer zumos completos y saludables.

Vitamina E

A su vez, la vitamina E es el principal antioxidante liposoluble que recibe el cuerpo. Por este motivo, tener unos correctos niveles de vitamina E ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares, así como el cáncer y varios trastornos neurológicos. Algunos de los alimentos más ricos en vitamina E son el kiwi, el mango, el aguacate y el tomate.

Vitamina C

Por último, la vitamina C es una de las más conocidas y resulta esencial para el sistema inmune. Además, tener buenos niveles de esta vitamina ayuda a prevenir la preeclampsia, uno de los trastornos del embarazo que pueden llegar a padecer hasta un 10% de las embarazadas.

La vitamina C es una de las más fáciles de encontrar porque está presente en muchas frutas y verduras, especialmente en los cítricos, el kiwi, la papaya, la guayaba y los frutos rojos.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Los contenidos publicados en SerásMamá se redactan únicamente con fines informativos y de divulgación. Nunca pueden sustituir la labor de un profesional ni emplearse para facilitar diagnósticos. Para más información, consulta con tu especialista.

Fecha de última actualización: 26/02/2019

©2022 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account