Método Shettles: la mejor técnica para elegir el sexo del bebé

Ya desde la Edad Media había “trucos” para intentar escoger el sexo del bebé. Evidentemente, los conocimientos sobre genética y reproducción humana de esa época no es la de hoy. Así, no es de extrañar que las técnicas sean mucho más depuradas en nuestros días. Así, hay métodos como el del Doctor Landrum Shettles. Este doctor escribió un libro en 1970 en el cuál destacaba los principios de reconocimiento de fertilidad de la mujer. Un método que ayuda a quedarse embarazada, aunque muchos discuten, aseguran tiene una alta tasa de éxito. Te hablamos un poco sobre el método Shetlles y cómo funciona.

Método ericsson

VGstockstudio || Shutterstock

Cómo funciona el método Shettles

Este método Shettles está orientado a elegir el sexo del bebé. Según dicen, tiene un porcentaje de acierto en torno al 75%. Un porcentaje sorprendente a la hora de ser madre mediante un tratamiento de fertilidad.

Para llegar al método en sí, estudió la diferencia entre los espermatozoides con carga genética X (embriones femeninos) y los que tenían carga genética Y (potenciales embriones masculinos). Así, descubrió que los primeros, los de carga X, eran más largos, fuertes, duraderos y lentos. Por otro lado, los espermatozoides con carga Y eran más cortos, débiles, perecederos, pero mucho más veloces. Teniendo en cuenta esto:

Para concebir una niña

Los métodos que hacen posible la selección del sexo del bebé, como el método de Shettles asegura en su método que siendo que los espermatozoides con carga X son más resistentes, y los Y se mueren antes, para aumentar la posibilidad de concebir una niña, se deberían tener relaciones sexuales en los días lejanos a la ovulación. Hasta 2 días antes. Además, sería bueno que la pareja se abstuviera de tener relaciones en los 5 días después de la ovulación.

En cuanto a las posturas más indicadas para buscar una niña, son aquellas que ofrecen una penetración más superficial; por ejemplo, cuando la pareja está tumbada cara a cara, pero estando la mujer encima.

Para concebir un niño


Los espermatozoides Y son más pequeños y perecederos, sí, pero se mueven más rápido. Además, son menos resistentes al ambiente vaginal. Con todo ello, para aumentar la posibilidad de concebir un hijo varón, la pareja debería tener relaciones cuando se ha ovulado o se ovulará en breve, absteniéndose 5 o 6 días antes de la ovulación.

En estos casos, las posturas con penetración más profunda ayudarán a ganar a los espermatozoides Y. Por ejemplo, estando el hombre detrás.

Hay que tener en cuenta, también, que las secreciones vaginales que provoca el orgasmo son alcalinas. Así, según este método, si quieres tener un niño, deberías llegar al clímax antes que tu pareja. Si se prefiere una niña, debería ser él quien llegara primero.

Elegir el sexo del bebé

absfree74 || Shutterstock

Muchos aseguran que se puede modificar el pH de la vagina volviéndolo más ácido mediante irrigaciones con limón, agua templada y dos cucharadas de vinagre blanco. En el caso de que se quiera un pH más alcalino, deberás cambiar el vinagre y sustituirlo por bicarbonato sódico. Estas irrigaciones deben hacerse antes del coito.

Control del pH Vaginal

Sí, es cierto que el sexo del bebé lo determinará el hombre. No obstante, en esta decisión, la mujer también influye. Si la mujer cuenta con un pH demasiado ácido, propiciará el paso de los espermatozoides con carga X embrión femenino. Estos espermatozoides son más resistentes a los ambientes hostiles. No obstante, el pH alcalino favorecerá a los espermatozoides con carga Y embriones masculinos.

¿Es fiable el método Shettles?

Para ser sinceros, no hay estudios clínicos que corroboren las afirmaciones de los que defienden el método Shettles. Es más, hay algunos que demuestran todo lo contrario. No es una técnica fiable, pues carece de base científica. Hay muchos estudios clínicos que, además, aseguran que la fecha del coito no tiene relación directa con el sexo del bebé.

Aún así, muchas parejas deciden seguir algunas de estas indicaciones, pues lo cierto es que tampoco se pierde nada.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Forgot your details?

Ir a la barra de herramientas