Métodos que hacen posible la selección del sexo del bebé

Existe una gran controversia en torno a la posibilidad de elegir el sexo del bebé. En nuestro país esta opción solo está disponible en aquellas parejas que tengan un grave riesgo de transmitir una enfermedad hereditaria a un sexo frente a otro. Sin embargo, en otros países, la selección del sexo del bebé está permitida en algunos tratamientos de fertilidad más allá de consideraciones médicas y solo atendiendo a las preferencias de los padres por uno u otro motivo.

Elegir el sexo del bebé

absfree74 || Shutterstock

¿En qué consiste la selección del sexo del bebé?

La selección del sexo del bebé consiste en intervenir en las etapas más tempranas de la fecundación o el desarrollo embrionario según la técnica de reproducción asistid  para engendrar un bebé de un sexo u otro.

El material genético en la fecundación viene dado por la espermatogénesis y el espermatozoide del futuro padre. Los espermatozoides pueden portar tanto el cromosoma X (niña) como el cromosoma Y (niño). Aquel que alcance el óvulo y lo fecunde será el que determine el sexo femenino o masculino. Si se manipula esta acción, se conseguirá decidir el sexo del futuro bebé.

Esta intervención puede realizarse en dos fases del proceso:

  1. En la epata preembrionaria o preconcepcional, seleccionando al espermatozoide portador de un cromosoma concreto (X o Y) antes de la fecundación.
  2. En la etapa postembrionaria. Una vez fecundado el óvulo mediante la Fecundación In Vitro se selecciona el del sexo deseado para implantarlo en el útero.

Técnicas para hacer la selección del sexo del bebé

Las técnicas para realizar la selección del sexo del bebé son diferentes si se hacen en la etapa preembrionaria o en la postembrionaria.

1. Técnicas preembrionarias


En las técnicas preembrionarias no se tienen que desarrollar embriones que luego sean descartados. Por el contrario, tienen un porcentaje menor de éxito, por lo que su utilización en las clínicas de fertilidad ha ido disminuyendo.

  • Método Ericsson: se separan los espermetozoides “masculinos”, que son los que se mueven más rápido de los “femeninos”, habitualmente más lentos. Su nombre se debe a su desarrollador, Ronald Ericsson y tienen una tasa de éxito de entre el 70 y el 80%.
  • Método de Shettles: se trata de programar las relaciones sexuales días determinados para facilitar la fecundación por parte de los espermatozoides con “carga” de uno u otro sexo. Se estudia el ciclo menstrual de la mujer y se recomienda mantener relaciones entre cuatro y cinco días antes de la ovulación si se desea niña, y en los días más cercanos a la misma si se desea niño. Su porcentaje de éxito está bastante cuestionado, aunque algunos especialistas indican que puede llegar a alcanzar un 75%.
  • Microsort: una técnica de selección del sexo del bebé que implica una alta tecnología y que aún no está reconocida en muchos países. Mediante un aparato que diferencia y clasifica los espermatozoides en función de su carga de ADN, el masculino, presenta un 2,8% menos de material genético que el femenino se separan los portadores de uno y otro sexo. Así, se eligen los indicados y se implantan en el útero mediante inseminación artificial y Su índice de éxito llega hasta el 80%.

2. Técnicas postembrionarias

La más avanzada de las técnicas de selección del sexo del bebé, con una efectividad cercana al 100% es la conocida como Diagnóstico Genético Preimplantacional (DGP). Se analizan los embriones genéticamente para seleccionar aquellos sanos y más adecuados para transferirlos al útero. Permite determinar también el sexo del bebé.

Método ericsson

VGstockstudio || Shutterstock

Preguntas sobre la selección del sexo del bebé

La selección del sexo del bebé es posible mediante las técnicas de reproducción asistida y el hecho de no permitir este tipo de tratamientos en diversos países ha impulsado el turismo reproductivo en los últimos años, veamos cuáles son las preguntas más frecunetes sobre la selección del sexo del bebé:

  • ¿En qué otros países se puede elegir el sexo libremente?

Además de en Estados Unidos, en México y Bélgica, entre otros.

  • ¿Por qué está prohibido hacerlo libremente en España?

Porque se entiende que no beneficia a la consecución de un embarazo viable. De ahí que se estipulen multas a partir de 10.000 euros si estas técnicas se aplican libremente sin un fin médico.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

©2018 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

Forgot your details?

Ir a la barra de herramientas