¿Puedo hacer ejercicio después de la Fecundación in vitro?

Muchas son las mujeres que se someten a una Fecundación in Vitro y dudan sobre ciertos aspectos de su vida. ¿Qué debo hacer durante la betaespera? ¿Puedo hacer ejercicio después de la Fecundación in vitro? hoy nos centramos en ésta última cuestión, si eres una apasionada del deporte, lee atentamente.

Algunas pueden creer que lo mejor tras un ciclo de FIV es estar en reposo, mientras que otras piensan que lo más adecuado es realizar una actividad física intensa. La respuesta básica sería que en el término medio está la virtud y guiarnos por el sentido común.

El deporte y la reproducción asistida

Y Photo Studio || Shutterstock

¿Son incompatibles los tratamientos de fertilidad y los deportes?

Desde luego que no. Si el deporte en sí es beneficioso en cualquier otro aspecto de nuestra vida, ¿por qué no iba a serlo para mejorar nuestra fertilidad?. En general, el ejercicio físico, cuando no se convierte en una obsesión, mejora nuestras condiciones físicas, nuestro aspecto, autoestima, ayuda a liberar tensiones e incluso a dormir mejor. Todo son ventajas. Además en algunos casos se relacionan los tratamientos de fertilidad con engordar, debido al hinchazón que se produce durante la estimluación ovárica.

Y, en muchos casos, la vida sedentaria que se lleva hoy en día en la sociedad, hace que surjan bastantes de nuestros problemas físicos y pueden originar diversas causas de infertilidad femenina y masculinas. Si quieres quedarte embarazada y ser mamá, el deporte y el ejercicio moredado pueden acercarte a tu objetivo.

Sin embargo, cuando una mujer se somete a un tratamiento de reproducción asistida la respuesta no es tan sencilla y el deporte se puede convertir en un elemento a favor o en contra, según la práctica que hagamos.

La clave es seguir siempre las recomendaciones médicas y, también, aplicar el sentido común. Está comprobado que las mujeres activas físicamente, responden mejor a los tratamientos de fertilidad, con mayores tasas de éxito, incluyendo aquí la propia implantación.

No obstante, y aunque correr es un deporte muy saludable que incluso muchas mujeres siguen practicando a lo largo de la gestación, conviene tener cuidado y adaptar la intensidad de la carrera al momento vital en el que nos encontremos.


Tratamiento de fertilidad y deporte

VGstockstudio || Shutterstock

Por ejemplo, los días previos a un tratamiento de Inseminación Artificial (IVA) o una Fecundación in Vitro (FIV), no es aconsejable realizar ejercicios que requieran un gran esfuerzo. Y en ese sentido, correr puede ser uno de ellos. Quizá es mejor esos días, y también los posteriores al tratamiento, realizar marchas más suaves, o simplemente caminar a buen ritmo.

Lo que sí que es cierto es que un cuerpo acostumbrado a la práctica de ejercicio regular se puede permitir en este sentido más concesiones que alguien que no ha practicado deporte nunca. Así que si eres de las que a la mínima te calzas las deportivas para correr, no tienes por qué dejar de hacerlo por someterte a un tratamiento de reproducción asistida.

Si quieres correr tras una fecundación in vitro, te aconsejamos que sigas las recomendaciones del especialista en fertilidad y adapta tu ejercicio físico al periodo en el que estés. Mientras que si nunca has practicado deporte intenso o lo haces de forma muy ocasional, este no es el mejor momento para empezar a practicarlo. Quizá sea mejor seleccionar actividades físicas más relajadas como el yoga, el Pilates, las caminatas, etc.

Correr durante la estimulación ovárica siempre que no se haga de manera vigorosa no tiene por qué no estar recomendado aunque con ciertas pautas previas:

  • Mantenerse hidratada. Beber muchos líquidos para evitar la deshidratación.
  • Realizar los convenientes ejercicios de calentamiento con el fin de evitar lesiones.
  • Parar de realizar ejercicio si la mujer nota sensación de sofoco o de ahogo.
  • Adaptar el ritmo, e incluso disminuirlo, según sean las circunstancias.
  • Evitar  las horas de mucho calor para practicar cualquier tipo de actividad física.

Entre los deportes más recomendados, tanto para mujeres que buscan un embarazo, como para aquellas que lo han conseguido están el Pilates, yoga, caminar, la natación…

Por su parte, las actividades a evitar serían las de gran intensidad como esquí, salto de trampolín, equitación, aeróbic y los deportes de contacto como el judo, el karate, etc.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Los contenidos publicados en SerásMamá se redactan únicamente con fines informativos y de divulgación. Nunca pueden sustituir la labor de un profesional ni emplearse para facilitar diagnósticos. Para más información, consulta con tu especialista.

Fecha de última actualización: 26/02/2019

©2019 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

Forgot your details?