Toda la información sobre la fertilidad masculina a partir de los 40 años

Mucho se habla de fertilidad femenina en relación con la edad de la mujer. En nuestro caso, el reloj biológico acucia y sí que es cierto que llega un momento en que nuestro cuerpo no puede convertirnos en madres.  Sin embargo, no es un proceso tan marcado cuando se trata de los varones. Así, existen múltiples casos de padres “tardíos” que han accedido a la paternidad más allá de los 40, 50 e incluso 60 años. No obstante, esto no significa que su fertilidad no se vea comprometida con el paso de los años, porque obviamente, también disminuye a medida que avanza. Lee y conoce todos los datos sobre la fertilidad masculina a partir de los 40 años.

Reloj biológico masculino

WAYHOME studio || Shutterstock

¿Existe el reloj biológico masculino?

A pesar de que los hombres tienen un reloj biológico bastante más indulgente que el femenino, existen ciertas dificultades a las que un varón puede tener que enfrentarse cuando decide afrontar la paternidad a una edad avanzada.

Entre ellas, existen mayores índices de malformaciones en sus gametos, lo cual implica, inevitablemente, mayores tasas de que los bebés getados presenten algún tipo de malformación, ya sea física o psiquíca, como el Síndrome de Down.

También las tasas de “efectividad” de los espermatozoides masculinos descienden a partir de cierta edad. La calidad del semen disminuye en cuanto a cantidad, viscosidad, movilidad de los espermatozoides, etc. Según diversos estudios el punto de inflexión se produce, principalmente, a partir de los 41 años. En concreto un estudio del Centro Huntington de Medicina Reproductiva ubicado en Brasil, con datos obtenidos entre 2008 y 2011, si el porcentaje de éxito de sus tratamientos de fertilidad era de un 60% en el caso de hombres menores de 40 años, a partir de los 41 las opciones de éxito se iban reduciendo a razón de un 7% menos por año.


Otros estudios posteriores sobre la fertilidad a los 40 años llevados a cabo, por ejemplo, por el Centro Médico Beth Israel Deaconess y la Escuela de Medicina de Harvard y presentado por la ESHRE (reunión Anual de la Sociedad Europea de Reproducción Humana y Embriología que se da cita en Ginebra), corroboran estos datos.

Este organismo hizo un estudio en relación con la fertilidad del hombre a los 40 años con datos obtenidos entre el año 2000 y el 2014 que analizaban las tasas de éxito en tratamientos de FIV en una horquilla de 7.753 parejas, atendiendo a diferentes rangos de edades de ambos miembros. Este análisis combinado arrojó datos muy concluyentes al respecto que afirman que, si bien la edad de la mujer condiciona directamente las posibilidades de éxito, también lo hace la edad del hombre.

Baja calidad del semen y embarazo

Cuando la mujer se sitúa entre los 40 y los 42 años la edad masculina no condiciona las opciones de éxito, ya que son bajas sencillamente por la edad de la paciente.

Sin embargo, en los casos de mujeres más jóvenes, de entre 30 y 35 años, la edad de la pareja masculina es clave a la hora de determinar el éxito de los tratamientos de fecundación in vitro (mucho mayor cuando el varón es menor de 30 años).

También en Reino Unido se realizó un estudio respecto a la fecundación natural o el embarazo natural, sin recurrir a técnicas de reproducción asistida en el que se afirmó que, con datos referidos a 12 meses de “búsqueda de un bebé”, la posibilidad de obtenerlo era un 30% menor en parejas en las que el varón superaba los 40 años.

Todos estos análisis ponen el foco en un tema que está siendo más relevante en los últimos años: la infertilidad masculina. Hasta hace no demasiados años, siempre se analizaban principalmente las causas de infertilidad femenina pero se ha demostrado que un 40% de los casos los motivos provienen del varón. Por lo que es relevante tenerlos en cuenta para poder solucionarlos. En este sentido la edad del hombre es también un condicionante que merece ser tenido en cuenta y que cada vez importa más.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Los contenidos publicados en SerásMamá se redactan únicamente con fines informativos y de divulgación. Nunca pueden sustituir la labor de un profesional ni emplearse para facilitar diagnósticos. Para más información, consulta con tu especialista.

Fecha de última actualización: 26/02/2019

©2019 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

Forgot your details?