¿Qué es y cómo influye la adenomiosis en la fertilidad femenina?

La adenomiosis es otra de esas afecciones que pueden poner en riesgo la fertilidad femenina. Aunque es conocida como endometriosis interna, no es una endometriosis como tal. Te explicamos qué es y cómo influye la adenomiosis a la fertilidad femenina.

Mikhail Reshetnikov || Shutterstock

Qué es la adenomiosis

La adenomiosis o endometriosis interna, se da cuando el tejido que recubre el interior del útero penetra en el miometrio o capa muscular de este órgano. En estos casos, cuando la mujer está en los días de menstruación o con el ciclo menstrual, este tejido se hincha y sangra del mismo modo que lo hace el revestimiento uterino. Como consecuencia, la sangre se acumula dentro del músculo uterino, ahí puede formar tumores benignos conocidos como adenomiomas.

No es una afección común, pues afecta tan sólo al 1% de las mujeres. Además, aunque puede surgir con cualquier edad, especialmente la padecen las mujeres mayores de 40 años, cuando ya han tenido más de un parto.

Es importante saber que, aunque no es lo mismo que la endometriosis, más del 10% de los casos está acompañada por ella. Además, aunque puede no afectar a la fertilidad de la mujer, sí puede interferir en el transporte de los espermatozoides u obstaculizar la implantación embrionaria o impedir que cumplas tu deseo de ser madre y formar tu propia familia.

Causas y síntomas de la adenomiosis

Las causas de esta afección no se conocen. Sí se sabe que es una afección dependiente del estrógeno. También hay factores de riesgo, como haber tenido embarazos previos o una cirugía uterina tipo cesárea, legrado o histeroscopia. En estas situaciones, se podría experimentar una rotura de la barrera entre el endometrio y el miometrio.

Hay mujeres que al padecer adenomiosis son asintomáticas. No obstante, no es lo común. Más de dos tercios de las mujeres con esta afección presentan alguno de los siguientes síntomas:

  • Dismenorrea o dolos menstrual.
  • Periodos menstruales demasiado prolongados o muy abundantes.
  • Dolores durante las relaciones sexuales.

  • Sangrado no relacionado con la menstruación.
  • Anemia provocada por un sangrado abundante durante la menstruación.
  • Dolor en la parte baja de la espalda.

Hay que tener en cuenta que todos estos síntomas dependerán siempre de los niveles de estrógenos, por lo que mejorarán con la llegada de la menopausia.

Cómo debe ser la ecografía del estudio de fertilidad de la mujer

Olena Yakobchuk || Shutterstock

Cómo se diagnostica la adenomiosis

El historial clínico de la paciente es esencial para un diagnóstico, también identificar alguno de los síntomas anteriores. En todo caso, además de esto, se realizarán algunas pruebas que puedan diagnosticar la afección.

  1. Se realizará una exploración pélvica, la cual permitirá detectar si el útero ha aumentado en su tamaño.
  2. También se puede realizar una ecografía transvaginal. Esta técnica de ultrasonido permite diagnosticar la adenomiosis con mucha eficacia, es sencilla y completamente indolora.
  3. Una resonancia magnética puede ser también muy útil cuando con la ecografía no hay suficiente información. Además, sería indicada si la paciente tiene miomas.

Cómo afecta la adenomiosis a la fertilidad de la mujer

Sí, la adenomiosis puede tener efectos negativos sobre la fertilidad de la mujer. No es algo que se sepa al 100%, pero hay estudios que demuestran que se disminuye la tasa de embarazo y que aumenta los abortos espontáneos. Además, las mujeres que la padecen podrían tener más fallos en la implantación.

La adenomiosis puede, además, hacer más difícil el transporte de los gametos. Esto es necesario para que se encuentren y se de la fecundación. Además, también podría ser relevante en el transporte del embrión al lugar de implantación. La adenomiosis podría estar relacionada con la falta de llegada de nutrientes y oxígeno a este embrión.

Si se padece esta afección, los tratamientos de fecundación in vitro pueden solucionar muchas veces las limitaciones. No obstante, si la mujer se ha visto sometida a una histerectomía, tendrá que recurrir a la adopción o a la gestación subrogada.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No
0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Los contenidos publicados en SerásMamá se redactan únicamente con fines informativos y de divulgación. Nunca pueden sustituir la labor de un profesional ni emplearse para facilitar diagnósticos. Para más información, consulta con tu especialista.

Fecha de última actualización: 26/02/2019

©2019 Serás Mamá es una web de elembarazo.net

Forgot your details?