Cómo saber si tengo una infección seminal

Las vías seminales son esos conductos por lo que los espermatozoides van desde los testículos hasta el exterior del cuerpo. Estos conductos son tan importantes, que si existe en ellos un proceso infeccioso, en cualquier parte del recorrido, el esperma podría causas problemas de fertilidad al verse dañado. Ante esto, podemos entender que las infecciones seminales son uno de los problemas que podrían afectar a la calidad del esperma masculino. Te acercamos un poco de información sobre estas infecciones y cómo podrían afectar a la búsqueda de un embarazo.

¿Qué son las infecciones seminales?

Las infecciones seminales son causadas por la presencia de gérmenes. Los gérmenes, generalmente procedentes de la próstata, pueden dar lugar a procesos inflamatorios que obstruyan parte de las vías seminales. Además, estos gérmenes también podrían adherirse a los espermatozoides afectando a su movilidad, a la morfología espermática o a la salud reproductiva del individuo.

Síntomas de una infección seminal

Lo cierto es que las infecciones seminales no causan siempre síntomas. Es posible que un individuo esté afectado y no se detecte durante un largo tiempo. Cuanto más tiempo pase, más probabilidades existen de que se produzca la infertilidad masculina. Si además no se trata, esta infertilidad, en vez de ser leve y reversible, podría derivar en una infertilidad más grave.

Aunque no siempre hay sintomatología, algunos hombres pueden notar:

  • Determinados cambios en el semen, como por ejemplo un cambio significativo en el olor, color y fluidez del mismo.
  • Cierta irritación y comezón.
  • Ardor al orinar.
  • Secreción de líquido por la uretra.
  • Sangre en el líquido seminal.
  • Dolores en los genitales o en la parte inguinal, ya sea de próstata o de testículos, entre otros.
  • En el caso de que un hombre detecte cualquiera de estos síntomas, es muy importante que se evite mantener cualquier tipo de relación sexual. Será necesario ponerse en mano de un especialista que analizará su semen y orina.

Desgraciadamente, son mayores los casos asintomáticos. Por tanto, la mayoría de los hombres se dan cuenta de este tipo de patologías cuando consultan a un especialista por problemas de fertilidad en la pareja.

Morfología anormal del esperma

George Rudy || Shutterstock

¿Cómo puede afectar la infección seminal a mi fertilidad?

Estas infecciones seminales pueden afectar la fertilidad de un varón de varias formas:

  • Una infección seminal puede derivar en una obstrucción de las vías seminales. Esto impediría que los espermatozoides sean expulsados durante el orgasmo masculino. También podría derivar en una oligozoospermia, o lo que es lo mismo, la baja concentración de esperma. La infección seminal tendría como resultado la aparición de leucocitos en el semen. Estos leucocitos podrían adherirse a los espermatozoides y disminuir su movilidad. Esta falta de movilidad impediría que los espermatozoides se desplazaran hasta el óvulo.
  • Otra consecuencia de la infección seminal sería la teratozoospermia, los cambios en la morfología de los espermatozoides.
  • También podría incrementar el índice de fragmentación del ADN espermático. Estas modificaciones afectan a la implantación embrionaria y, por tanto, al desarrollo de un embarazo sano.
  • Las infecciones seminales favorecen también la producción de anticuerpos antiespermáticos. Esto reduce la probabilidad de fertilización.

Finalmente, los expertos confirman que las infecciones seminales pueden influir en la fertilidad del hombre y por esto hay que evitar las relaciones sexuales a la hora de querer ser madre con estas patologías, los órganos reproductivos de la mujer podrían verse infectados a través del semen.

¿Qué tratamientos se administran en los diferentes tipos de infecciones seminales? La mayoría de casos de infecciones seminales, son fácilmente tratados y curados con antibióticos. Al estar relacionados con infecciones, los antibióticos serían suficientes para poder terminar con ellas.

Ahora bien, los hombres que estén en tratamiento por este tipo de patología, deben abstenerse de tener relaciones sexuales hasta que ellos y sus parejas estén tratados. De lo contrario, habría muchas posibilidades de una nueva infección.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Forgot your details?

Ir a la barra de herramientas